Venezuela: La FIP exige el cese de acciones hostiles contra periodistas

La Federación Internacional de Periodistas (FIP) se solidariza con la Federación de Periodistas de América Latina Caribe (FEPALC) y su afiliado venezolano, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP), en su denuncia de las agresiones y ataques contra trabajadores de medios de comunicación en Venezuela producidos en las últimas semanas.

Periodistas y trabajadores de medios de comunicación protestan contra los ataques a la libertad de prensa en Caracas. Créditos: JUAN BARRETO / AFP

El SNTP ha registrado un total de 32 ataques a la libertad de prensa; 26 trabajadores de la prensa agredidos; 11 detenciones de reporteros; 6 denuncias por robo de equipo; 7 cortes de emisión de programas de radio y 5 medios atacados.

Dos periodistas chilenos, Rodrigo Pérez y Gonzalo Barahona, de TVN-Chile, fueron detenidos el martes 22 de enero en el palacio presidencial de Miraflores mientras cubrían un acto político convocado por el oficialismo. Ambos fueron posteriormente deportados.

A estas detenciones se añaden los arrestos de cinco periodistas internacionales producidos en la jornada del miércoles 30 de enero.

Los periodistas de nacionalidad francesa, Pierre Caillet y Baptiste des Monstiers, fueron detenidos mientras grababan el palacio presidencial venezolano para el programa Quotidien de la cadena TMC. Ambos se encontraban en el país para cubrir la crisis que vive Venezuela.

Por otro lado, tres periodistas de la agencia española de noticias EFE –el reportero español Gonzalo Domínguez Loeda, la periodista colombiana Mauren Barriga Vargas y el fotógrafo colombiano Leonardo Muñoz, así como su conductor venezolano José Salas fueron arrestados, según ha informado la propia agencia. Los tres periodistas viajaron desde Colombia para cubrir la crisis venezolana.

Los sindicatos de prensa españoles FAPE, FSC-CCOO y FeSP, así como el gobierno español, han exigido su inmediata liberación.

Según SNTP, 7 de los 11 detenidos permanecen arrestados.

 

En este contexto, la FIP y la FEPALC exigen un alto a las acciones hostiles contra los trabajadores profesionales del periodismo en Venezuela, indistintamente de la nacionalidad de cada uno de ellos, y demanda la liberación inmediata de todos los periodistas que se encuentren privados de su libertad por ejercer su actividad profesional.

 El Secretario General de la FIP, Anthony Bellanger, ha dicho: “Exigimos la inmediata liberación de todos los periodistas que se encuentran actualmente detenidos por cumplir su labor de informar y el cese de todas las hostilidades contra los profesionales de los medios. La libertad de información es innegociable en cualquier sistema democrático y exigimos que se ésta se respete. Toda nuestra solidaridad con el SNTP y los periodistas afectados”.

La FEPALC ha dicho en un comunicado suscrito por 14 sindicatos latinoamericanos que “sin periodismo libre, no puede haber democracia ni garantía a los derechos humanos y ciudadanos. La FEPALC  pondera la libre determinación de lucha de nuestros pueblos latinoamericanos-caribeños a construir su propio destino”.

For more information, please contact IFJ on +32 2 235 22 16

The IFJ represents more than 600,000 journalists in 146 countries

Follow the IFJ on Twitter and Facebook

Subscribe to IFJ News