La FIP y la FEP condenan acciones represivas contra periodistas en Crimea

La Federación Internacional de Periodistas (FIP) y su grupo europeo, la Federación Europea de Periodistas (FEP), han acusado hoy al Servicio de Seguridad Federal de Rusia en Crimea de acosar e intimidar a los medios de comunicación independientes debido al arresto de Natalya Kokorina durante seis horas el pasado viernes, durante el cual se le fue negada la asistencia legal. Por su parte, Anna Andrievska se enfrenta a cargos contra el Estado debido a un artículo que publicó en 2014.

Kokorina y Andrievska han trabajado para el portal de noticias del Centro de Periodismo de Investigación, encargado de organizar cursos de este género en Crimea. Tras la absorción de la península por Rusia el año pasado, el centro, inicialmente establecido en Simferopol, tuvo que trasladarse a Kiev debido a diversos ataques y restricciones legales que sufrieron sus trabajadores por parte de las autoridades locales. Andrievska huyó a Kiev a comienzos de mayo pero su familia se quedó en Crimea.

Según los medios, los agentes registraron las casas de los padres de las periodistas el pasado viernes en dos asaltos separados. Kokorina fue detenida e inicialmente se le fue denegado el acceso a su abogado. Finalmente fue puesta en libertad tras seis horas retenida sin que los agentes le especificaran la razón.


Para más infomración, contactar a la FIP en el tlf.: + 32 2 235 22 17

La FIP representa a más de 600.000 periodistas en 134 países

Sigue a la FIP en Twitter y Facebook