COVID-19 ha aumentado las desigualdades de género en los medios, según una encuesta de la FIP.

Más de la mitad de las mujeres periodistas han experimentado un aumento de las desigualdades de género debido a COVID-19 , según una nueva encuesta realizada por la Federación Internacional de Periodistas (FIP) entre más de 500 mujeres periodistas en 52 países, que se publicará el 23 de julio.

La mayor organización mundial de periodistas profesionales y su Consejo de Género, hacen un llamamiento a las organizaciones de medios de comunicación y a los sindicatos para que hagan de la igualdad de género una prioridad en su respuesta a la pandemia y exijan medidas concretas para proporcionar a sus colegas mujeres, condiciones de trabajo decentes. La encuesta de la FIP sobre los efectos de COVID-19 en las mujeres periodistas se llevó a cabo entre el 19 y el 30 de junio.

Más de la mitad de las encuestadas reconocieron un aumento de las desigualdades de género en las empresas, con consecuencias devastadoras en su conciliación de la vida laboral y privada (62%), las responsabilidades laborales (46%) y los salarios (27%).

La encuesta realizada a 558 mujeres periodistas, entre las que el 66% declaró ser miembros de sindicatos, también reveló que, como resultado de la pandemia del Covid-19

  • Más de ¾ de las encuestadas vieron aumentar su nivel de estrés, y la mitad de ellas señalaron que la causa principal eran las tareas múltiples;
  • Más de ¾ de los encuestadas dijeron que el nivel de acoso (incluso en línea) y la intimidación no han aumentado durante la crisis;
  • Más de la mitad de las encuestadas dijeron que su salud se había visto afectada, lo que resultó para casi ¾ de ellas en problemas de sueño;
  • Más de la mitad de las encuestadas afirman que los sindicatos no han desarrollado ninguna estrategia específica para hacer frente a las desigualdades de género durante la pandemia;
  • Sólo 4 de cada 10 mujeres periodistas afirmaron que recibieron equipo de protección de sus empleadores;
  • El 60% dijo que su empresa había proporcionado algún tipo de protocolo para el teletrabajo;
  • Un tercio de las encuestadas afirmaron que trabajaban "principalmente desde casa" y otro tercio ha trabajado principalmente en la oficina. El 15% trabajó principalmente en el campo;

Las encuestadas enumeraron diversas razones como causas de estrés, entre ellas el trabajo en aislamiento, el acoso de los jefes, el cuidado de la familia y la educación en el hogar, las tensiones domésticas, el aumento de la carga de trabajo y los habituales plazos ajustados, las largas jornadas laborales, el impacto psicológico de la cobertura de COVID, el temor a la pérdida del empleo.

Una periodista de Indonesia dijo: Algunos medios de comunicación han cerrado o recortado sus colaboradores y han reducido sus salarios de nivel medio-alto. Me temo que mi oficina también cerrará. También estoy estresada con la conexión a Internet y la gran atención frente a la computadora portátil todo el día y la noche". "En todas las parejas heterosexuales que conozco, la mujer ha sido la más afectada por la situación", dijo una periodista de España.

"Las mujeres están trabajando desde casa, haciendo malabares con el cuidado de los niños y educando a los niños junto con su trabajo.  Algunas han reducido sus horas  de trabajo para hacer frente a esto, otras han tenido que arriesgar la salud de sus padres vulnerables para el cuidado de los niños en lugar de que el padre asuma casi la mitad de estas tareas. 

Las encuestadas formularon recomendaciones concretas para mejorar los protocolos de teletrabajo, como la necesidad de que los empleadores proporcionen equipo de trabajo adecuado, incluido un ancho de banda suficiente, definan las horas de trabajo y los descansos, y comprendan la realidad del trabajo desde el hogar mientras se cuida a los niños.

Más de dos tercios de las encuestadas señalaron las repercusiones negativas de los recortes de la financiación de los medios de comunicación en las estrategias de género de la industria. Asimismo, denunciaron el enfoque en el beneficio y la competencia que excluiría el trabajo sobre el género y cambiaría las prioridades de los medios de comunicación, así como la situación más precaria de las mujeres, que las convierte en las más afectadas por los planes sociales y menos remuneradas.

En general, la mayoría de las encuestadas estuvieron de acuerdo en que las mejores estrategias para lograr una nueva norma de igualdad de género eran de naturaleza económica: más financiación, mejores salarios, más oportunidades de ascenso profesional.

"La lucha por la igualdad entre los géneros debe abordarse con carácter prioritario. El equilibrio entre las horas de trabajo y las privadas debe establecerse claramente. La igualdad de salarios debe ser considerada como la nueva 'normalidad', dijo una fotógrafa de Suiza.

La presidenta del Consejo de Género de la FIP, Maria Angeles Samperio, dijo: "Los medios de comunicación y los sindicatos deben hacer mucho más para abordar las desigualdades de género y tener en cuenta la conciliación de la vida laboral y privada en estos tiempos turbulentos.  Deben escuchar las peticiones de las mujeres que han sido profundamente afectadas por el estrés durante COVID-19 y responder a ellas. Es hora de establecer políticas adecuadas de teletrabajo, garantizar el apoyo a las mujeres en sus tareas familiares y proporcionarles un trabajo decente e igualdad de remuneración.

El Secretario General de la FIP, Anthony Bellanger, dijo: "Pedimos a nuestros afiliados que pongan la igualdad de género como prioridad en su agenda y que reflexionen sobre la mejor manera de apoyar a sus afiliadas femeninas. Este apoyo incluye proporcionar datos sobre las mujeres en la profesión, integrar el género en todas las actividades, ofrecer formación, situar a las mujeres en puestos de liderazgo en las propias estructuras de los sindicatos, crear comités de mujeres y políticas de género y negociar mejores acuerdos para las mujeres con los directores de los medios de comunicación. Es urgente cambiar el discurso para lograr que el género sea un tema importante en la nueva normalidad."

 


Nota para los editores:

  • Participaron en la encuesta 558 periodistas de 52 países: Alemania, Argentina, Australia, Austria, Bahrein, Bosnia y Herzegovina, Brasil, Camerún, Canadá, Chile, Chipre, Colombia, Costa Rica, Croacia, Ecuador, El Salvador, Finlandia, Francia, Gambia, Grecia, Guatemala, Emiratos Árabes Unidos, Eslovenia, España, Estados Unidos, Guinea, Honduras, India, Indonesia, Irán, Iraq, Irlanda, Italia, México, Myanmar, Namibia, Pakistán, Palestina, Panamá, Paraguay, Perú, Portugal, Puerto Rico, Reino Unido, Rusia, Somalia, Sri Lanka, Suiza, Túnez, Uganda, Uruguay.

  • Lea los resultados completos de la encuesta

  • Descarga las preguntas de la encuesta

  • Más lecturas: Encuesta de la FIP sobre La crisis del periodismo por el Covid-19 (abril de 2020) y su impacto en las mujeres

For more information, please contact IFJ on +32 2 235 22 16

The IFJ represents more than 600,000 journalists in 146 countries

Follow the IFJ on TwitterFacebook and Instagram

Subscribe to IFJ News