La FEP pide a Manuel Barroso que defienda la libertad de expresión y el derecho a la información en Hungría

Mientras se prepara el envío de una misión de la UE a

Budapest, la Federación Europea de Periodistas (FEP) ha pedido, de manera

reiterada, al presidente de la Comisión Europea, Manuel Barroso, que haga lo

necesario para que se modifique la polémica ley sobre medios de comunicación

que acaba de entrar en vigor en Hungría.

 La FEP afirma que la

Comisión debería examinar dicha ley húngara y su aplicación, desde la

perspectiva de la Directiva de Servicios Audiovisuales y la Carta de los

Derechos Fundamentales vigentes en la UE. "Estamos convencidos de que será

necesario iniciar contra Hungría el procedimiento previsto en el artículo 6 del

Tratado de la Unión, si el gobierno húngaro no cambia de modo radical esa ley

que acaba de entrar en vigor sobre los medios", afirman los dirigentes de la

FEP en una carta dirigida al Presidente Barroso.

 El mes último, la FEP

denunció el hecho de que la nueva ley sobre los medios fuera adoptada en

Budapest podía traer consigo fuertes penalizaciones contra los periodistas y los

medios, si rechazaban revelar sus fuentes y si publicaban textos que los jueces

pudieran considerar inapropiados o "faltos de equilibrio", según el recién

creado Consejo de los Medios de Comunicación instituido por esa controvertida

ley.

 "Como resultado de

esa norma legal, los burócratas del gobierno y los dirigentes políticos

húngaros se han convertido en redactores jefes de los medios de Hungría", ha

declarado el presidente de la FEP, Arne König, quien ha añadido: "Esta

situación es absurda y completamente inaceptable en un país democrático". 

La FEP estima que esta situación va más allá de Hungría y

afecta a los principios del periodismo como bien público, poniendo en cuestión

también la credibilidad de la UE como institución defensora de los derechos

humanos.  La FEP recuerda la Carta de los

Derechos Fundamentales (de los ciudadanos europeos) que  -en su artículo 11- ampara el pluralismo de

los medios y la libertad de expresión y es parte esencial de la legislación

europea. La Comisaria responsable de la Carta, Viviane Redding, se ha referido

a ese texto legal como "ambiciosa norma de los derechos fundamentales de la

UE".

 La FEP ha acogido

favorablemente la declaración que hizo el Presidente Barroso el pasado jueves 7

de diciembre, en la que decía que "la libertad de prensa constituye para

nosotros un principio sagrado fundamental"; sin embargo, la FEP afirma que los

periodistas y los medios de toda Europa esperan que los líderes europeos

reaccionen y exijan a Hungría cambios legales que garanticen a los ciudadanos

húngaros los derechos a la libertad de expresión establecidos en la Carta de

Derechos Fundamentales.

 Finalmente, la FEP

muestra todo su apoyo a la Asociación Húngara de Periodistas, organización

afiliada a la FIP y a la FEP, en su demanda de suspensión inmediata de la

discutida ley, mientras la UE lleva a cabo oficialmente su propia investigación

sobre la ley misma y sobre su impacto potencial. Entretanto, los líderes de la

FEP esperan  que el articulado de la ley

sea modificado antes de su revisión definitiva.   

 

Puede firmar el manifiesto que proponen los periodistas

húngaros en el enlace siguiente http://szabadsajto.com/manifesto

 También puede ver el

texto completo enviado por la FEP al Presidente Barroso en el enlace siguiente

europe.ifj.org/assets/docs/214/234/233c1d6-e1d9bea.pdf



Si desean más información, pueden contactar con la FEP en

el  +32 2 235 2200 

 La FEP representa a

unos 250.000 periodistas en más de 30 países europeos.