Petición nacional en apoyo de la justicia para los periodistas y personal de los medios de comunicación en Irak

Bajar la petición en WORD


Hasta ahora, la “investigación” interna de la tragedia del hotel Palestino que tomó lugar el 8 de abril del año 2003, en la que murió dos de nuestras colegas – Taras Protsiuk y José Couso - tanto como tres otros incidentes en los que los periodistas Mazen Dana, Terry Lloyd, Fred Nérac, Hussein Osman y Tareq Ayoub fueron matados, no han sido realizadas de manera adecuada y la información con respecto a sus muertes queda secreta.


Los detalles de estos incidentes no han sido liberados a sus familias, organizaciones informativas o al público. Esto es una situación vergonzosa para una nación que se enorgullece de sus características de la transparencia, la libertad de información y la democracia.


El Pentágono ha ignorado llamados repetidos por la Federación Internacional de Periodistas, el personal de los medios de comunicación y los sindicatos de periodistas en los Estados Unidos junto con otros grupos de libertad de prensa para una investigación independiente y detallada de estos eventos trágicos tanto como el desarrollo de protocolos para asegurar la seguridad de correspondientes de guerra.


Reporteros, camarógrafos y otros quienes cubren las zonas de guerra tienen que ser suficientemente seguro que las fuerzas militares de los EEUU estén haciendo todo lo posible para asegurar su seguridad.


La cobertura independiente y pertinente de las noticias sobre los conflictos militares dependen de la capacidad de los periodistas, no importe para que organización de información trabajen, y no importe su país de origen, de evitar el peligro inminente y de trabajar sin ser tiroteados.


Nosotros, los abajo firmantes quienes trabajan por (inserte nombre del país y los medios o sindicato y los nombre de miembros de la junta directiva) no se han olvidado del sacrifico de los que dieron sus vidas para informar sobre la guerra en Irak y sus consecuencias.


Llamamos al Pentágono para revelar al público los resultados de sus propias invesigaciones.


Llamamos otra vez para una investigación independiente de todos los llamados eventos de “fuego amigo” en los que fueron involucrados los periodistas y las fuerzas de los Estados Unidos.


Demandamos saber que pasos, si existen, han sido tomados por el gobierno de los EEUU para reducir la posibilidad de que tales tragedias, como la del hotel Palestino no van a pasar durante otros conflictos.


Estas acciones son necesarias tanto para permitir que las familias y los colegas despidan de los que fallecieron mientras que intentaron relatar la historia en Irak y para minimizar el riesgo para el personal de los medios de comunicación en el futuro.



Para firmar la petición - Mandar su email a la dirección siguiente: Robert Shaw (Sujeto - Apoyo para la petición de Irak)