Solidaridad Nicaragua

Comunicado del Sindicato Nacional de Periodistas, Nicaragua


Algo grave sucede a lo interno de la Policía Nacional, que tiene a sus agentes y jefes con una conducta alterada y nerviosa. Ello ha llevado a que cometan atropellos contra el periodismo nacional, limitando el libre ejercicio al profesional de la comunicación social.

El fin de semana pasado, al colega Luis Galeano, de El Nuevo Diario, un agente Policial en funciones, le propinó una golpiza que ameritó una atención especializada en su ojo derecho, que aún tiene pronósticos reservados por parte de los médicos que le atendieron.

Y hoy jueves dieciocho de julio, al caer la tarde, agentes de la Dirección de Investigación Criminal (DIC) de la Policía Nacional, cumpliendo órdenes de la jefatura, llevaron al periodista Luis Felipe Palacios, a pasar interrogatorio, por un artículo aparecido en el Diario La Prensa. La noticia recogida por el colega Palacios, relaciona el caso de la investigación de la venta de armas a Panamá, - fusiles llegados posteriormente de forma ilegal a Colombia - aprobada por la Policía Nacional. El SNP hace un llamado a los jefes policiales a guardar la calma en éstos momentos en los cuales su institución ha sido blanco de denuncias y quejas de personas y organismos nacionales y extranjeros, por actos oscuros que se han cometido en los últimos meses. Los instamos a conservar la armoniosa relación que con la prensa nacional sostuvieron hasta hace pocas semanas; e igualmente pedimos explicación sobre los ultrajes sufridos por los dos colegas a mano de los agentes del orden. Managua, 18 de Julio del 2002.


¡Unidos nos va mejor!


Junta Directiva

SNP