Periodistas enfurecidos tras el retiro de la AFP de las conversaciones sobre pagos y el cierre de su oficina en Caracas

La Federación Internacional de Periodistas acusó hoy a la Agencia Francesa de Prensa, una de las agencias líder en el mundo, de actuar con “mala fe, ambición y arrogancia sin límites”, después de cerrar su oficina en Caracas y dejar cesantes a los trabajadores, en medio de conversaciones para establecer un nuevo contrato.


“La compañía ha logrado buenos beneficios de sus trabajadores pero, finalmente, se ha rehusado honrar la firma de los contratos,” comentó Aidan White, Secretario General de la FIP. “Es absurdo para la compañía sacrificar esta oficina.”


La FIP confirma el despido de ocho periodistas después del cierre de la oficina en Caracas por parte de la dirección en Paris, el tercer buró más grande de la AFP en la región. Por su parte el sindicato local, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP), afiliado a la FIP, dice que el accionar de la compañía contradice la Constitución Venezolana.


El sindicato afirma que la compañía contaba con 30 clientes en el país que han contribuido que le han significado alrededor de $ US 400.000 este a la AFP. Desde marzo, esta organización sindical ha luchado para conseguir que la compañía reconozca el aumento mínimo de salarios y una ampliación de la limitada seguridad laboral. El acuerdo colectivo no ha sido renovado desde hace diez años y, durante ese tiempo, la cláusula que garantiza el aumento en los salarios a la par de la inflación, ha sido ignorada.


Luego, sin advertencia previa, llegaron noticias del cierre. Simultáneamente la compañía en declaración interna, afirmó que mantendría los acuerdos con los clientes, respecto a cubrimiento de prensa y fotografía en Venezuela, con la rotación de corresponsales extranjeros de habla castellana que laboran en América Latina.


“La actuación de la compañía demuestra la mala fe, ambición y arrogancia en buena medida,” dijo White. “Apoyamos a nuestros colegas del SNTP en su compromiso para luchar contra esta clausura. Es inaceptable que las compañías despidan a sus trabajadores de esta forma tan arbitraria.”


Para más información contacte: +32 2 235 22 07

La FIP representa a más de 500,000 periodistas en más de 110 países