FIP y periodistas del mundo árabe expiden solicitud por los colegas de Fox News secuestrados en Gaza

La Federación Internacional de Periodistas, FIP, y organizaciones de periodistas líderes en el mundo árabe, expidieron una solicitud a gobiernos regionales y líderes palestinos para presionar más a los secuestradores de periodistas y trabajadores de medios.


Tras la revelación del video de dos periodistas de Fox News secuestrados hace diez días en la Franja de Gaza y nuevas amenazas contra trabajadores de medios en la región, los periodistas advirtieron que agrupaciones, caracterizadas por tomar como rehén a periodistas, hacen amenazas contra los medios de comunicación y “causan gran daño a la causa palestina y a las aspiraciones democráticas de los habitantes de la región”.


Sindicatos de periodistas de Jordania, Marruecos, Túnez, Egipto, Kuwait, Líbano, Irak, Bahrein, Argelia, Yemen y Estados Emiratos Árabes, respaldados por la Federación de Periodistas Árabes, solicitaron a sus gobiernos locales y líderes políticos palestinos, intervenir con urgencia por la liberación de los colegas de Fox, Steve Centanni, estadounidense de 60 años, y el camarógrafo de Nueva Zelanda, Olaf Wiig, 36 años, secuestrados el pasado 14 de agosto en la Franja de Gaza.


Los comunicadores fueron secuestrados por las denominadas Brigadas Santas de la Jihad, y han exigido la liberación de “prisioneros musulmanes”. Este es el secuestro de mayor duración durante el último año en Gaza, indicó la Federación.


Durante una protesta coordinada, los sindicatos de periodistas también divulgaron la advertencia hecha por la Asociación de Prensa Extranjera de Israel, que ayer alertó a sus miembros sobre periodistas extranjeros que serían los secuestrados en Gaza. La Asociación que representa a 400 periodistas de medios internacionales de noticias que trabajan en Israel, Cisjordania y la Franja de Gaza, explicó que fuentes confiables señalan a los corresponsales británicos y estadounidenses como los colegas en mayor riesgo, pero con una amenaza para todos los trabajadores extranjeros.


“Estos alarmantes hechos deben ser tomados en cuenta con seriedad”, indicó Aidan White, Secretario General de la FIP. “Es imposible informar libremente cuando existe el riesgo de ser secuestrado cuando un colega abandona la seguridad de su oficina u hotel.”


Declaración de la FIP y otras organizaciones de periodistas:


“Solicitamos a los líderes políticos de todos los partidos y gobiernos del mundo árabe utilizar su influencia para garantizar la liberación de nuestros dos colegas. Estos secuestros son una amenaza para todos nosotros y opaca al periodismo, no solo en Palestina, sino en toda la región.


Tomar a trabajadores de medios como rehenes es un hecho escalofriante y una forma intolerable de intimidación que amenaza a la libertad de prensa y la vida de civiles inocentes. A la vez, causa un perjuicio incalculable a la causa palestina y a las aspiraciones democráticas de los habitantes de la región.


Los periodistas de la región hacemos un llamado para que cesen las amenazas, nuestros colegas sean liberados y todos los periodistas puedan desplazarse libremente para cumplir con su labor informativa. Los periodistas son civiles no armados. No están involucrados en actividades hostiles y sus derechos están protegidos bajo leyes internacionales.”


Para mayor información contacte a la FIP al: +32 2 235 22 00


La FIP representa a más de 500 mil periodistas en más de 120 países