FIP condena intimidación contra medios en Líbano tras último atentado a reportera

La Federación Internacional de Periodistas condenó el ataque “perverso y premeditado” contra una reconocida periodista libanesa. El atentado ocurrió en la ciudad portuaria de Jounieh, al norte de Beirut.


Anoche, May Chidiac, presentadora de la Corporación de Transmisión del Líbano, resulto herida de gravedad por la explosión de una bomba. Es probable que le sea amputada una de sus extremidades inferiores. La bomba fue instalada bajo la silla del conductor del Range Rover de Chidiac. Denotó al encender su vehículo.


“Este es el segundo caso en que un periodista reconocido del Líbano paga un precio por el ejercicio de la reportería independiente”, dijo Aidan White, Secretario General de la FIP. “Mientras las tensiones políticas permanezcan, es de vital importancia que los periodistas no sean víctimas del fuego”, agregó.


El atentado contra Chidiac, cristiana, se suma a una serie de atentados dinamiteros durante los últimos meses en el Líbano, dirigidos contra políticos y periodistas críticos del régimen sirio que domina el país, al que se refieren como Estado clientelista.


En junio otro carro bomba mató al respetado periodista Samir Kassir del periódico An Nahar. Días antes de su muerte, Kassir escribió críticas contra el régimen sirio. Durante varios años fue víctima de amenazas. El periodista era reconocido por sus críticas al que llamaba “Estado policiaco libanés”.


Políticos libaneses han resultado muertos o heridos en otras explosiones. Hasta la fecha no se han producido arrestos y Siria niega su participación en los atentados.


El sábado el equipo investigativo de la Naciones Unidas finalizó los interrogatorios a funcionarios sirios vinculados al asesinato del entonces primer ministro del Líbano, Rafiq Hariri. El asesinato ocurrió el 14 de febrero y motivó protestas masivas en las calles del país que obligaron el retiro del ejército sirio tras 29 años de ocupación.


La FIP hace un llamado a las autoridades del Líbano y las Naciones Unidas para la realización de una investigación especial e inmediata de las muertes de Chidiac y Kassir, y brindar mayor protección a los periodistas que ejercen su oficio en el país.


Para más información, contacte: +32 2 235 2207

La FIP representa a más de 500 mil periodistas en más de 110 países