Declaracion de Florencia 1998

La libertad de información en el Mediterráneo

Reunión de los Sindicatos de Periodistas

de los países mediterráneos

Florencia, 11 al 13 de octubre de 1998


Nosotros, los representantes de los sindicatos de periodistas de 12 países mediterráneos, reunidos en Florencia del 11 al 13 de octubre de 1998, declaramos que:


La libertad de información es un derecho incluido en el Artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, firmada hace 50 años, que afirma que todos tienen el derecho de obtener, recibir y distribuir informaciones e ideas sin amenazas o persecuciones ni consideraciones relativas a fronteras, y por cualquier medio de comunicación.


Observamos que todos los países mediterráneos reconocen formalmente este derecho pero que no es efectivo plenamente en ninguno. De hecho, la libertad de información es un derecho adoptado formalmente por algunos países en los que los medios sufren condiciones intolerables:


donde los periodistas han sido asesinados, arrestados, amenazados o llevados a juicio por sus opiniones;

donde existen leyes severas que limitan a la prensa, imponen la censura o crean obstáculos económicos y burocráticos para la libertad de prensa;

donde el control estatal de la radioteledifusión y los recursos técnicos, como las imprentas y la publicidad, se mantienen como barreras a la independencia y al pluralismo;

Además los medios en la región se enfrentan a serios problemas profesionales y nuevas amenazas a la pluralidad debido a la excesiva comercialización de los medios, la monopolización y concentración de la propiedad en los medios electrónicos e impresos que está reduciendo el número de fuentes independientes de información y reduciendo el nivel de calidad del periodismo.


Frente a estas graves dificultades insistimos en que todos los países de la región mediterránea tomen medidas para eliminar todos los obstáculos a la libertad de información e instrumentar políticas que reconozcan que el periodismo independiente y la libertad de la prensa son avales esenciales de la liberta de expresión y la democracia.


Los reunidos acordamos que el reto de la libertad de información, la crisis de la globalización de la economía de los medios y el impacto de los cambios en la tecnología de la información implican que los periodistas y sus sindicatos deben luchar por crear nuevas y más efectivas formas de solidaridad y cooperación.


Con este fin, los sindicatos de periodistas presentes en Florencia se comprometen a trabajar juntos para promover acciones conjuntas en defensa de la libertad de expresión y en pro de la libertad de información para todos. Especialmente,


Apoyarán a los sindicatos de los medios y a los periodistas que luchan por la libertad de expresión y de información:


Lucharán contra todas las formas de censura y violaciones de los derechos de los periodistas, especialmente en cooperación con el Programa de Seguridad de la FIP, Informazione Senza Frontiere (ISF) y otras organizaciones dedicadas a la libertad de expresión que son miembros de la IFEX (International Freedom of Expression Exchange);


Proporcionarán ayuda a los periodistas que son víctimas de la violencia o que están en prisión o de otras formas condenados por ejercer su profesión;


Exigirán conjuntamente que los gobiernos proporcionen acceso a los periodistas que visiten cualquier país de la región para llevar a cabo legítimas actividades periodísticas;


Promoverán las condiciones legales que garanticen la libertad de información para todos en el ámbito nacional e iniciar campañas para la adopción de normas internacionales de libertad de información en todos los países del mediterráneo;


Emprenderán campañas para la puesta en libertad de todos los periodistas en prisión que han sido arrestados por ejercer su profesión y defenderán a los compañeros que sufren persecuciones debido a su actividad profesional;


Apoyarán medidas legales, en cooperación con otras organizaciones dedicadas a la libertad de expresión, para eliminar las violaciones a la libertad de información y proporcionar mejores condiciones para la misma.


Además los reunidos apoyan las acciones conjuntas y actividades coordinadas a través de los programas de solidaridad de la FIP que están centradas en las siguientes áreas prioritarias:


La mejora de las condiciones de trabajo y los derechos sindicales de todos los periodistas por medio de programas de desarrollo sindical;

La mejora de la formación profesional para todos los periodistas;

Las acciones para promover la independencia editorial y los derechos de autor de los periodistas;

La realización de campañas para eliminar estructuras aprovechadas por los gobiernos para ejercitar un control político sobre la radio y la televisión;

El apoyo a las actividades nacionales e internacionales en defensa de la radioteledifusión de servicio público y la promoción del pluralismo;

Las actividades para garantizar la libertad de movimiento y de comunicación en y entre los países de la región;

La oposición a la concentración de la propiedad de los medios, y la adopción de fuertes leyes antimonopolio que se apliquen en el ámbito nacional y regional, incluyendo la oposición al Acuerdo Multilateral sobre Inversiones que amenaza aun más el pluralismo de los medios.

En el cumplimiento de estos objetivos, los participantes acuerdan asimismo que los sindicatos de periodistas de la región mediterránea se reunirán anualmente para promover la solidaridad y contrastar los pasos tomados hacia la libertad de información en la región.


Se acuerda también establecer contacto con otras redes de los medios en la región, por ejemplo aquellas que tratan con la radioteledifusión de servicio público, la defensa del periodismo independiente y las que promueven la solidaridad entre los profesionales de los medios y la sociedad civil en apoyo de los derechos humanos y la democracia.


Al mismo tiempo se acuerda establecer una red de corresponsales entre todas las organizaciones representadas en Florencia e invitar la participación de todas las organizaciones periodísticas que apoyan la libertad de prensa y el periodismo independiente en la región mediterránea.


Los reunidos agradecen al Sindicato de Periodistas de Marruecos su invitación a celebrar la reunión de 1999 en su país y acuerda apoyar esta iniciativa, solicitando al Sindicato de Marruecos y a la FNSI la coordinación de las medidas a tomar para dicha reunión.


Por último, todos los participantes desean que conste su gratitud por la iniciativa de convocar esta reunión y el apoyo dado por la FNSI, la Asociación de Periodistas de Toscana, la ISF y el Observatorio Internacional de la Libertad de Información (OLI).


Florencia, 13 de octubre de 1998