Los ataques a la libertad de prensa están amenazado el derecho de la ciudadanía a estar informada. Las restricciones al trabajo de los medios de comunicación, el cierre de periódicos locales, el control de los medios públicos, la precariedad e inseguridad laboral, la intimidación y la violencia contra los/as trabajadores/as de los medios de comunicación son solo algunas de las muchas formas en que se está restringiendo la libertad de prensa justo en un momento crítico en el que la pandemia del Covid-19 está amenazando vidas y a toda la economía mundial.

En este momento, los periodistas y el periodismo de calidad son todavía más esenciales. La información puede salvar vidas.

Este año la FIP celebrará el Día Mundial de la Libertad de Prensa denunciando las amenazas a la libertad de prensa y reafirmando la vital importancia de dar a los ciudadanos información veraz, de calidad y objetiva. Frente a una pandemia mundial, el derecho del público a saber es más importante que nunca para proteger su vida y la de los demás y para responder mejor a una crisis económica inminente.

La FIP pide a los gobiernos que garanticen a los periodistas toda la seguridad e independencia que necesitan para hacer su trabajo, que dejen de presionar a los medios y que tengan una transparencia absoluta en sus decisiones e informaciones.

Las actividades de la FIP para conmemorar el Día Mundial de la Libertad de Prensa se centrarán en :

Cuéntenos sus planes para celebrar el Día Mundial de la Libertad de Prensa el 3 de mayo. Envíen un correo electrónico a internifj@ifj.org para que podamos difundir todas sus acciones.